Hasta el próximo 31 de julio puedes acogerte al plan PIVE 8 para comprar un vehículo nuevo ya que ofrece un descuento de 1.500 euros si entregas un coche de más de 10 años para achatarrar. Pero este ahorro tendrás que incluirlo en tu declaración de renta.

En esta edición del Programa de Incentivos al Vehículo Eficiente (PIVE) el gobierno ha reducido la ayuda de 2.000 a 1.500 euros.

El descuento total que debe figurar en factura con cargo al programa será de

  • 750 euros, como mínimo, a cargo del concesionario por lo que se consideran como un descuento comercial, y
  • 750 euros a cargo del gobierno de España a través del IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía).

Para las personas con movilidad reducida que adquieran vehículos adaptados a sus necesidades y para las familias numerosas el descuento del plan PIVE 8 llega hasta los 3.000 euros.

¿Cómo se considera la ayuda del plan PIVE?

Tal como especifica la Agencia Tributaria en su página, “todas las subvenciones o ayudas recibidas por personas que no realizan actividades económicas, tienen la consideración de ganancias patrimoniales, por lo que están sujetas y no exentas en el Impuesto sobre la Renta. Las que reciben las personas que realizan actividades económicas, pueden tener la consideración de rendimiento de la actividad o de ganancia patrimonial, según el destino de la subvención o ayuda. A título de ejemplo, las ayudas del Plan PIVE están sujetas al impuesto, debiendo incluir el importe de la ayuda pública recibido en 2015 en el apartado Ganancias Patrimoniales del borrador o declaración. Lo mismo ocurre con las subvenciones para adquisición de vivienda”.  

Si ya has consultado tu borrador en internet, te habrás dado cuenta de que hacienda ha incorporado este año el nuevo sistema Renta WEB, que permite revisar, modificar y presentar la declaración de una forma más fácil que en años anteriores. En este vídeo explica cómo declarar la ayuda del plan PIVE recibida.

Hay que tener en cuenta que la ayuda que aparece en factura a cargo del plan PIVE se considera un anticipo de la subvención recibida, condicionado a la comprobación de la documentación requerida. Una vez comprobado, el IDAE dictará resolución concediendo la subvención. Así, si el vehículo se adquirió a finales de 2015 es posible que la ayuda recibida no aparezca en los datos fiscales porque el IDAE la apruebe en 2016. ¿En qué año habrá que considerar la subvención? La Dirección General de Tributos se ha  pronunciado al respecto en la consulta vinculante V1679-16 de 19 de abril, señalando que la ganancia patrimonial por esta ayuda se produce en el momento de la adquisición del vehículo, por lo que habrá que tributar por ella en la declaración de renta de 2015 aunque no aparezca en los datos fiscales.

¿Cuánto pagarás por ella a hacienda?

En el caso de un contribuyente medio, con una base imponible que oscile entre 20.200 y 34.000 euros, deberá tributar 217,50 euros por la ayuda de 1.500 euros recibida gracias al plan PIVE 8, mientras que uno que supere los 60.000 euros se verá obligado a pagar 350 euros aproximadamente.

El gobierno estima que, de los 225 millones de euros destinados a cubrir el programa, 69 millones retornarán a través de la Agencia Tributaria.

Si te ha gustado, date de alta en la newsletter para recibir contenidos tan buenos como este.

Blog Jraeconomistas Foto Cabecera

Si quieres recibir los artículos en tu email, subscríbete!

Consentimiento

Gracias por subscribirte!. Valida el email de confirmación.

Shares
Share This